Compartir

Agentes de la subsecretaria de Inspección General y de la Dirección de Defensa del Consumidor y personal de Guardia Comunal continúan las inspecciones ordenadas por el intendente Andrés Watson a los comercios y supermercados para controlar las prácticas abusivas durante la crisis sanitaria.

En el día de la fecha, tras denuncias recibidas a través de la Línea Gratuita de Atención al Vecino se procedió a la clausura del autoservicio “Tokio”, ubicado en la Avenida Eva Perón Nº 5401, por no poseer licencia para el expendio de bebidas alcohólicas.

Además se visitaron otros 13 comercios en distintos puntos del distrito, uno con falta de libretas sanitarias, y en los 12 restantes se constataron condiciones normales de funcionamiento y documentación en regla.

Comentarios
Compartir