Compartir

Los sucesos, reiterados, se habrían producido en la vivienda de la docente luego que invitara a los alumnos a compartir pizzas y playstation.
“En medio de la noche, cuando algunos de los chicos dormían y otros jugaban a los videojuegos, se llevó a mi hijo a su habitación para charlar. Comenzó a contarle que pasaba por un mal momento con su esposo, y mientras dialogaban, comenzó a hacerle masajes. Esa noche tuvieron sexo”. Así es el testimonio de la madre del joven que afirma haber sido abusado por su profesora de ballet.
Conversaciones rigurosamente vigiladas
La madre del menor (16 años de edad) radicó la denuncia contra la profesora de ballet de su hijo por abuso sexual. La docente, de 43 años de edad, además de la presunción de tener sexo con el menor le enviaba fotos íntimas a través de Whatsapp. La madre del joven, de manera fortuita, descubrió un día las “conversaciones” que solía tener el muchacho con la profesora, que además, era su amiga personal. Desconectó el teléfono celular del joven que estaba cargando energía para colocar el suyo, fue entonces que accedió a los diálogos entre la profesora y el alumno. Realizó capturas de pantalla que envió a su celular como prueba de la infamia.profesora-denunciada-por-abuso
“Se dejó llevar”
Cuando increpó a su hijo por la conducta inapropiada, este respondió que lo perdonara, “que se dejó llevar”. La ofendida madre comentó al Diario El Popular, que era habitual que la profesora invitara a los alumnos a su casa a comer pizza, jugar a la playstation y pasar la noche. La señora sospecha que fueron varios los encuentros sexuales que mantuvieron su hijo y la profesora, especialmente cuando el esposo de la docente viajaba y ella se quedaba sola.
Todo habría ocurrido en la localidad bonaerense de Florencio Varela. Algunos medios de la región que entrevistaron a vecinos y profesores de la institución, señalaron que si bien es un delito lo que habría cometido la profesora, no está bien que se divulguen nombres porque arruinan la vida de muchas personas. Es un delito -dicen- privado y debería ser mantenido en ese estado. Un vecino comentó para una radio local que habría subyacente algún otro asunto entre la ofendida madre y la profesora: “No puede enojarse tanto” (agregando otros conceptos irreproducibles).

(Fuente:El Mercurio-Chile)

Comentarios
Compartir