Compartir

La criatura fue dejada en una esquina de Florencio Varela. Entre sus cosas había un papelito con un duro mensaje.

Un bebé de aproximadamente un año de edad fue abandonado en la vía pública, en Bosques, parido de Florencio Varela.
Autoridades policiales informaron que la criatura fue encontrada en la intersección de las calles Capdevilla y Yamandú por una ocasional transeúnte que, cerca de las 6 de la mañana, se vio sorprendida por el menor dentro de un carrito, tapado con frazadas, y una mamadera.
“Lo dejo porque estoy en la calle”, decía un mensaje escrito en un papel junto al niño.
La vecina que participó del hallazgo dio aviso inmediatamente a las autoridades por lo que un móvil del Comando de patrullas de la localidad bonaerense de Florencio Varela se hizo presente en el lugar.
El capitán Walter Ibarra y la oficial Johana Camacho, quienes llegaron al lugar tras el alerta de la vecina, solicitaron una ambulancia que verificó que el menor se encontraba en buenas condiciones de salud.
El hallazgo fue notificado a la UFI N° 4 del Departamento Judicial de Quilmes e interviene la Subsecretaría para la Protección de los Derechos del Niño y del Adolescente de Florencio Varela.
El pequeño quedó a disposición de la justicia.
“El niño se encuentra bien y fue asistido por los efectivos en el lugar donde lo encontraron y posteriormente en la comisaría”, dijo uno de los jefes policiales de la zona.
La causa fue caratulada como “abandono de persona” y los investigadores recaban información entre los vecinos tratando de encontrar a los padres del menor abandonado.

Comentarios
Compartir