Compartir

Tras haber atendido un solo día de los últimos cuatro hábiles – hubo 72 horas de paro – y después de los feriados, el público se agolpó en las sucursales del Banco Provincia lo que trajo como consecuencia quejas, indignación y hasta la intervención policial en una de ellas.
En la sucursal del Banco Provincia de El Cruce de Florencio Varela el banco no abrió sus puertas por un corte de luz de la empresa Edesur. La gente que estaba haciendo fila desde temprano explotó de indignación y empezaron a intentar romper todo. Según pudo saber La Noticia 1, hasta agredieron a varios empleados y una mujer que pasaba por el lugar por lo que tuvo que intervenir la policía.
Otro caso fue en Tandil donde en la sede de Pinto y 9 de julio, se habilitaron apenas dos cajas mientras los usuarios tenían por delante más de cien turnos. Ante semejante ineficiencia en el servicio, los clientes decidieron realizar un aplauso espontáneo, indignados con el trato recibido allí dentro, según informó El Diario de Tandil.
Asimismo las redes sociales también se hicieron eco de la mala atención de este lunes. En Munro, partido de Vicente López, una persona contó que hubo que hacer hasta 2 horas de cola y que una persona mayor se descompensó por ello. También se quejó por las pocas cajas habilitadas. En cuanto a la fila, algo similar ocurrió en José C. Paz y en La Plata sólo funcionaba uno de los cinco cajeros de la sucursal de 21 y 62.

Comentarios
Compartir